Tras primeros 100 días de Gobierno, Red TDT llama a fortalecer DH y a evitar pretensiones hegemónicas contrarias al espíritu democrático.

Foro_Claustro.png

  • Vemos riesgos y oportunidades que pueden ser abordados a partir del diálogo constructivo
  • Necesario fortalecer a las personas defensoras y a los organismos Públicos Autónomos.
  • Preocupante la posibilidad de caer en la tentación de las Leyes de punto final y de cerrar espacios de construcción democrática.

El 1 de julio de 2018, la sociedad mexicana decidió dar un viraje histórico que colocó a México en la posibilidad de terminar con una historia de autoritarismo e imposición. Andrés Manuel López Obrador (AMLO) ganó la presidencia con la mayor cantidad de votos de la historia de México. En este contexto, se abrió un capítulo inédito que ha obligado a la sociedad mexicana toda a replantear la tradicional relación entre la ciudadanía y el poder público.

Como Red Nacional de Organismos Civiles de Derechos Humanos “Todos los Derechos para Todas y Todos” (Red TDT) saludamos esta expresión ciudadana, si bien por nuestra histórica posición apartidista no realizamos mayores manifestaciones públicas. En continuidad de una tradición crítica de cerca de 30 años persistimos en nuestra exigencia de que el Estado mexicano garantice a la población los derechos consagrados en la constitución y en los tratados internacionales ratificados por México.

Con atención seguimos el periodo de transición, en el cual continuamos acompañando diversos procesos de base. Y realizamos una importante reflexión desde nuestro quehacer en relación con las nuevas condiciones políticas de México. Como Red TDT presentamos las conclusiones derivadas de una reflexión que involucró a nuestras 87 organizaciones parte en una Agenda Urgente que fue presentada con la participación de representantes de su gobierno.

Expresamos nuestras preocupaciones sin estridencias: la necesidad de establecer comisiones de la verdad para las desapariciones del presente, pero también las de la guerra sucia; la demanda de establecer mecanismos eficaces contra la violencia hacia las mujeres; los riesgos que representan las Zonas Económicas Especiales; Abandonar el enfoque de seguridad nacional en la gestión migratoria; entre otros temas importantes.

En cuanto se dio la toma de posesión optamos por una actitud madura y receptiva ante el nuevo modo de gobernar. Consideramos esperanzador que se pusiera a las personas en el centro del debate y que se expresara con claridad la negativa a mantener un sistema corrupto y desigual.

En convergencia con otras organizaciones y personas colaboramos, por ejemplo, en el proceso que derivó en la Ley Orgánica de la Fiscalía General de la República. En ese contexto, como corresponde a una posición constructiva, privilegiamos alcanzar acuerdos que beneficiaran a la población y que favorezcan la salud de nuestro sistema de justicia.

Como en toda democracia hemos mantenido una posición crítica ante las propuestas de Guardia Nacional, misma que fue expresada de manera respetuosa en su momento ante las instancias pertinentes del Estado mexicano.

Por ello ha sido que nos hemos sentido tan sorprendidos por las constantes declaraciones de AMLO descalificando de manera generalizada a la sociedad civil organizada, cuando precisamente es una de las grandes fortalezas de nuestro país. Consideramos que nuestra labor como organizaciones, no compite con el Estado, sino que complementa su función, al asumir acciones que el Estado no ha podido impulsar. En esa lógica creemos que en ningún caso debe de caerse en la tentación de aplicar políticas de punto final que favorezcan la impunidad de personas y funcionarios de otros gobiernos, pero tampoco del actual. La impunidad es uno de los grandes flagelos de la sociedad en los últimos años y consideramos que será la acción articulada de los sectores público, social y privado que permitirá atacar este fenómeno sí de manera legal, pero también cultural.

Estamos convencidos de que la popularidad de un presidente debe de ser una palanca de transformación social y no un espacio de confrontación política contra actores críticos. Reconocemos la legitimidad de AMLO, pero esta no se contrapone a la legitimidad del movimiento nacional de derechos humanos, ni a otros procesos igual de valiosos.

De la misma forma nos parece que debe de haber un mayor diálogo nacional en torno a las políticas de seguridad y justicia, así como al modelo de desarrollo que se está impulsando. La relación con los gobiernos estatales, así como con los poderes judicial y legislativo debe de partir de una lógica de colaboración y respeto. También es fundamental una mayor transparencia en los procesos de designaciones y un fortalecimiento de los órganos públicos autónomos y del acompañamiento internacional en materia de derechos humanos. Todo ello no desde un enfoque opositor, sino buscando incorporar la experiencia que desde la defensa de los derechos humanos hemos acumulado en las décadas recientes, pero también con la claridad de que los derechos humanos no pueden ser puestos a consulta. Con visión de Estado.

No podemos cerrar este pronunciamiento sin dejar de mencionar a las 14 personas defensoras de derechos humanos y periodistas que han sido asesinadas en el presente sexenio. Sabemos que las dinámicas de violencia no suelen ser frenadas en un periodo tan corto de tiempo, pero vemos rasgos preocupantes en las muertes de estas personas cuyo trabajo enriquecía profundamente a nuestra sociedad. Las personas defensoras deben ver facilitado su trabajo y no deben ser vulnerabilizadas por actores ni privados ni gubernamentales.

Diariamente somos testigos de la intensidad del trabajo del gobierno federal y reconocemos su interés en cumplir sus promesas, lo que se traduce en la rápida implementación de más de la mitad de sus 100 compromisos de campaña. Hemos tenido la oportunidad de comprobar cómo algunos buenos perfiles formados en la sociedad civil ahora se han incorporado a su equipo de gobierno, aunque con honestidad debemos decir que también hay algunos que nos preocupan bastante.

AMLO ha llamado en varias ocasiones al diálogo y al debate. Desde este espacio expresamos nuestra disposición, pero desde posiciones de respeto y reconocimiento mutuo. Apenas han transcurrido poco más de 100 días y todos hacemos votos por que la nueva institucionalidad que se construye en México tenga una indeclinable lógica democrática. Falta mucho por hacer y desde hace tiempo estamos haciendo nuestra parte. Creemos que es posible converger sin claudicaciones ni pretensiones hegemónicas contrarias al espíritu democrático.

Red Nacional de Organismos Civiles de Derechos Humanos
“Todos los Derechos para Todas y Todos”
(conformada por 87 organizaciones en 23 estados de la República mexicana):

Academia Hidalguense de Educación y Derechos Humanos A.C. (ACADERH) (Hidalgo); Agenda LGBT (Estado de México); Alianza Sierra Madre, A.C. (Chihuahua); Aluna Acompañamiento Psicosocial, A.C.(Ciudad de México); Asistencia Legal por los Derechos Humanos, A.C. (AsiLegal) (Ciudad de México); Asociación Jalisciense de Apoyo a los Grupos Indígenas, A.C. (AJAGI) (Guadalajara, Jal.); Asociación para la Defensa de los Derechos Ciudadanos “Miguel Hidalgo” (Jacala Hgo.); Bowerasa, A.C. “Haciendo Camino” (Chihuahua, Chih.); Casa del Migrante Saltillo (Saltillo, Coah.); Católicas por el Derecho a Decidir, A.C. (Ciudad de México); Centro de Capacitación y Defensa de los Derechos Humanos e Indígenas, Asociación Civil (CECADDHI) (Chihuahua); Centro “Fray Julián Garcés” Derechos Humanos y Desarrollo Local, A. C. (Tlaxcala, Tlax.); Centro de Apoyo al Trabajador, A.C. (CAT) (Ciudad de México); Centro de Derechos de la Mujeres de Chiapas (San Cristóbal de Las Casas, Chis.); Centro de Derechos Humanos “Don Sergio” (Jiutepec, Mor.); Centro de Derechos Humanos “Fray Bartolomé de Las Casas”, A. C. (San Cristóbal de Las Casas, Chis); Centro de Derechos Humanos “Fray Francisco de Vitoria O.P.”, A. C. (Ciudad de México); Centro de Derechos Humanos “Fray Matías de Córdova”, A.C. (Tapachula, Chis.); Centro de Derechos Humanos “Juan Gerardi”, A. C. (Torreón, Coah.); Centro de Derechos Humanos “Miguel Agustín Pro Juárez”, A. C. (Ciudad de México); Centro de Derechos Humanos de la Montaña, Tlachinollan, A. C. (Tlapa, Gro.); Centro de Derechos Humanos de las Mujeres (Chihuahua); Centro de Derechos Humanos de los Pueblos del Sur de Veracruz “Bety Cariño”, A.C. (Tatahuicapan de Juárez, Ver.); Centro de Derechos Humanos Digna Ochoa, A.C (Tonalá, Chis.); Centro de Derechos Humanos Paso del Norte (Cd. Juárez, Chih.); Centro de Derechos Humanos Toaltepeyolo (Orizaba, Veracruz); Centro de Derechos Humanos Victoria Diez, A.C. (León, Gto.); Centro de Derechos Humanos Zeferino Ladrillero (CDHZL) (Estado de México); Centro de Derechos Indígenas “Flor y Canto”, A. C. (Oaxaca, Oax.); Centro de Derechos Indígenas A. C. (Bachajón, Chis.); Centro de Investigación y Capacitación Propuesta Cívica A. C. (Propuesta Cívica) (Ciudad de México); Centro de Justicia para la Paz y el Desarrollo, A. C. (CEPAD) (Guadalajara, Jal.); Centro de los Derechos del Migrante (Ciudad de México); Centro de Reflexión y Acción Laboral (CEREAL-Guadalajara) (Guadalajara, Jal.); Centro Diocesano para los Derechos Humanos “Fray Juan de Larios”, A.C. (Saltillo, Coah.); Centro Juvenil Generando Dignidad (Comalcalco, Tabasco); Centro Kalli Luz Marina (Orizaba, Ver.); Centro Mexicano de Derecho Ambiental (CEMDA) (Ciudad de México); Centro Mujeres (La Paz, BCS.); Centro Regional de Defensa de DDHH José María Morelos y Pavón, A.C. (Chilapa, Gro.); Centro Regional de Derechos Humanos “Bartolomé Carrasco”, A.C. (BARCA) (Oaxaca, Oax.); Ciencia Social Alternativa, A.C. KOOKAY (Mérida, Yuc.); Ciudadanía Lagunera por los Derechos Humanos, A.C. (CILADHAC) (Torreón, Coah.); Colectivo contra la Tortura y la Impunidad (CCTI) (Ciudad de México); Colectivo Educación para la Paz y los Derechos Humanos, A.C. (CEPAZDH) (San Cristóbal de Las Casas, Chis.); Comisión Ciudadana de Derechos Humanos del Noroeste (Mexicali, Baja California); Comisión de Derechos Humanos y Laborales del Valle de Tehuacán, A.C. (Tehuacán, Pue.); Comisión de Solidaridad y Defensa de los Derechos Humanos, A.C. (COSYDDHAC) (Chihuahua, Chih.); Comisión Independiente de Derechos Humanos de Morelos, A. C. (CIDHMOR) (Cuernavaca, Mor.); Comisión Regional de Derechos Humanos “Mahatma Gandhi”, A. C. (Tuxtepec, Oax.); Comité Cerezo (Ciudad de México); Comité Cristiano de Solidaridad Monseñor Romero (Ciudad de México); Comité de Defensa de las Libertades Indígenas (Palenque, Chis.); Comité de Defensa Integral de Derechos Humanos Gobixha A.C. (CODIGODH) (Oaxaca, Oax.); Comité de Derechos Humanos “Fr. Pedro Lorenzo de la Nada”, A. C. (Ocosingo, Chis.); Comité de Derechos Humanos “Sierra Norte de Veracruz”, A. C. (Huayacocotla, Ver.); Comité de Derechos Humanos Ajusco (Ciudad de México); Comité de Derechos Humanos de Colima No Gubermantal A. C. (Colima, Col.); Comité de Derechos Humanos de Comalcalco, A. C. (CODEHUCO) (Comalcalco, Tab); Comité de Derechos Humanos de Tabasco, A. C. (CODEHUTAB) (Villahermosa, Tab); Comité de Derechos Humanos y Orientación Miguel Hidalgo, A. C. (Dolores Hidalgo, Gto.); Comité de Familiares de Detenidos Desaparecidos “Hasta Encontrarlos”(Ciudad de México); Comité Sergio Méndez Arceo Pro Derechos Humanos de Tulancingo, Hgo A.C. (Tulancingo, Hgo.); Consultoría Técnica Comunitaria AC (CONTEC) (Chihuahua); El Caracol, A.C (Ciudad de México); Estancia del Migrante González y Martínez, A.C. (Querétaro, Qro.); Frente Cívico Sinaloense. Secretaría de Derechos Humanos (Culiacán, Sin.); Fundación para la Justicia y el Estado Democrático de Derecho (Ciudad de México); Indignación, A. C. Promoción y Defensa de los Derechos Humanos (Mérida, Yuc.); Instituto de Derechos Humanos Ignacio Ellacuria, S.J. Universidad Iberoamericana- Puebla (Puebla, Pue.); Instituto Mexicano de Derechos Humanos y Democracia (Ciudad de México); Instituto Mexicano para el Desarrollo Comunitario, A. C. (IMDEC) (Guadalajara, Jal.); Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Occidente. Programa Institucional de Derechos Humanos y Paz (Guadalajara, Jal.); Justicia, Derechos Humanos y Género, A.C. (Ciudad de México); La 72, Hogar-Refugio para Personas Migrantes (La 72) (Tenosique, Tabasco); Mujeres Indígenas por la Conservación, Investigación y Aprovechamiento de los Recursos Naturales, A. C. (CIARENA) (Oaxaca); Oficina de Defensoría de los Derechos de la Infancia A.C. (ODI) (Ciudad de México); Promoción de los Derechos Económicos, Sociales y Culturales (PRODESCAC) (Estado de México); Proyecto de Derechos Económicos, Sociales y Culturales (ProDESC) (Ciudad de México); Proyecto sobre Organización, Desarrollo, Educación e Investigación (PODER) (Ciudad de México); Red Solidaria de Derechos Humanos, A.C. (Morelia, Michoacán); Respuesta Alternativa, A. C. Servicio de Derechos Humanos y Desarrollo Comunitario (San Luis Potosí); Servicio, Paz y Justicia de Tabasco, A.C. (SERPATAB) (Villahermosa, Tab.); Servicios de Inclusión Integral, A.C. (SEIINAC) (Pachuca, Hgo.); Tequio Jurídico A.C. (Oaxaca, Oax.); VIHas de Vida (Guadalajara, Jal.); Voces Mesoamericanas, Acción con Pueblos Migrantes AC (San Cristobal de las Casas, Chiapas).

Anuncios